Jawbreaker

Militares, para-militares, terroristas, cuerpos especiales y de élite tanto militares como civiles de toda la historia de la humanidad.
Responder
Jaro
Suboficial Mayor
Suboficial Mayor
Mensajes: 1292
Registrado: 26 Jul 2007 13:01

Medallas

Parches

Jawbreaker

Mensaje por Jaro »

Quince días después del fatídico 11 de septiembre de 2001, la CIA envió a Afganistán refuerzos para su equipo paramilitar encubierto en el país, cuyo nombre en clave era JAWBREAKER, el rompemandíbulas. Con los nuevos refuerzos, Jawbreaker llegó a estar formado por 110 agentes de la CIA con entrenamiento militar, y por 316 hombres de las Fuerzas Especiales. Junto a los refuerzos llegaba un nuevo jefe del equipo, Gary Berntsen, en sustitución de Gary Schroeder. Berntsen tenía reputación de ser más agresivo, y la CIA quería tener en Afganistán un jefe lo más agresivo posible, porque la tarea de Jawbreaker ya no iba a ser solo recabar información, sino preparar el terreno para las operaciones militares que comenzarían 11 días después con la ofensiva aérea, y en especial organizar la captura de Osama Bin Laden.

Imagen

El nuevo jefe Jawbreaker, Gary Berntsen, era un agente veterano y condecorado, y se le asignó el mando de Jawbreaker porque ya había estado a punto de capturar a Bin Laden dos años antes, después de los atentados contra las embajadas americanas en Kenya y Tanzania. Entonces no pudo apresar al líder terrorista porque el Director de Operaciones de la CIA en tiempos de Clinton, Jim Pavitt, canceló la operación antes de tiempo.
Berntsen conocía bien Afganistán, había sido agente de campo allí, y a partir de 2001, al frente de Jawbreaker dirigió la caza del hombre contra Bin Laden, hasta que en 2005 dejó la Agencia, después de 23 años de servicio. Dejó la CIA para denunciar públicamente su mal funcionamiento. Su herramienta de denuncia es un libro, titulado precisamente JAWBREAKER. La CIA ha tratado de entorpecer la salida al mercado de ese libro por el método de censurarlo, calificando como Secreto de Estado más de 70 de las 400 páginas del original. Berntsen consideró que era una artimaña para perjudicar al libro, no para proteger secretos oficiales, y llevó a la Agencia a los tribunales. Finalmente pudo publicar el libro y la obra ha causado un gran revuelo en Estados Unidos por las críticas feroces contra el establishment político de ambos partidos, y contra la ineptitud de los burócratas de alto rango de las agencias de seguridad.
Berntsen es muy elogioso con las capacidades operativas de la CIA en conjunción con las Fuerzas Especiales. “En el pasado, he evitado docenas de atentados y asesinatos mediante operaciones en el extranjero”, se jacta Berntsen. “He perseguido y he capturado a terroristas de varios grupos. Estos son éxitos de la Agencia que nunca son relatados en las noticias”. Asegura que Estados Unidos posee la capacidad de enfrentarse a cualquier enemigo con rapidez y efectividad, y asevera que Bin Laden ha estado nueve veces a punto de ser eliminado, la última bajo su mando de Jawbreaker en la operación de Tora Bora, en diciembre de 2001. Si Bin laden no ha sido eliminado, asegura Berntsen, es por las decisiones erráticas y erróneas de los políticos de la Casa Blanca (de ambos partidos) y de los burócratas de Langley. Ellos han impedido, una y otra vez, que los militares maten al mayor enemigo de los Estados Unidos.
Hollywood ya ha comprado los derechos para hacer la película. La mala noticia es que el film lo dirigirá Oliver Stone :dpp: . La buena es que el estreno de la película provocará, probablemente, la publicación de la obra en español.

Imagen

La lista de errores inducidos por estupideces burocráticas de la CIA es larga y sangrante. Pero el libro también muestra lo Estados Unidos puede hacer si emplea los recursos y los hombres adecuados.
Jawbreaker ubicó a Bin Laden en las Montañas de Tora Bora, donde se había refugiado con un millar de sus acólitos en el laberinto de cuevas, huyendo de los bombardeos y de los satelites espía. Era necesario cerrar las vías de escape de la zona. Berntsen contaba en el lugar con medio centenar de hombres de las Fuerzas Especiales, pero no eran suficientes. Pidió al Ejército el envío urgente de 800 soldados aerotransportados. Pero la burocracia militar era lenta en su conexión con la CIA, y los hombres no llegaban. Berntsen sabía que los aliados afganos de Estados Unidos estaban tan deseosos de capturar a Bin Laden como él mismo, y que contaban con hombres suficientes. Con el Jawbreaker colaboran directamente 2.000 guerrilleros afganos, a las órdenes de Berntsen. Necesitaban medios de transporte para llevarlos a Tora Bora. Berntsen pidió esos medios a la CIA, que podía facilitárselos perfectamente, pero su solicitud fue rechazada. ¿Qué razón le dieron? El Ejército americano consideraba a la milicia afgana como poco fiable, por tanto no se le podía encomendar una misión de tanta importancia como la captura de Bin Laden.
Berntsen insitió, recurriendo a los improperios. La respuesta de Langley: esa no es la forma de hacer las cosas de la CIA.
Por falta de 800 soldados, Bin Laden pudo escapar hacia Paquistán a través de puertos de montaña nevados. “Pudimos haber terminado con él allí”, dice Berntsen.
Antes de la publicación, el libro estuvo durante más de cuatro meses, cuando lo habitual son 30 días, en manos del comité examinador de publicaciones de la Agencia Central de Información, que examina los manuscritos de sus empleados, activos o retirados.
La obra sigue la estela de otros libros publicados recientemente por veteranos de la CIA que denuncian el funcionamiento interno de la Agencia. Un compañero y amigo de Berntsen en la CIA, Michael Scheuer, es autor de Imperial Hubris (Hubris es un orgullo desmedido que provoca el castigo de los dioses), de gran éxito y también una acerada crítica de la ineptitud burocrática y política. Se anuncia con el lema:
" Lea este libro desgarrador, guárdelo en la caja fuerte, y relealo después de que Al-Qaeda haga detonar un dispositivo nuclear en América. Entonces sabrá quien firmó la sentencia de muerte para decenas de miles de americanos. "
Además, el de Berntsen es el segundo libro escrito por un líder de equipo Jawbreaker. En 2005 el veterano de la Agencia Gary C. Schroen, que precedió a Berntsen en el mando, publicó First in: An Insider's Account of How the CIA Spearheaded the War on Terror in Afghanistan ( El primero en llegar: un relato desde dentro de cómo la Agencia Central de Información encabezó la Guerra contra el Terror en Afganistán).
Y una obra más escrita por un antiguo alto responsable de la CIA, See No Evil: The True Story of a Ground Soldier in the CIA's War on Terrorism, de Robert Baer, también posterior al 11-s y que, como los anteriores, denuncia la inercia burocrática y la obstrucción de los políticos.

Imagen

Gary Berntsen fue un adolescente nada brillante. Se graduó uno de los últimos de su promoción del instituto, y eso que eran 300 alumnos. Con un promedio de 65.6 era considerado un analfabeto funcional.
Tras la graduación se unió a las Fuerzas Aéreas, pero no como piloto, sino como bombero. Desempeñó ese trabajo durante cuatro años. Dice que le enseñó a trabajar bajo presión. En su tiempo libre comenzó a estudiar en la Universidad ruso y ciencias políticas, y allí le reclutó la CIA en 1983. No fue un buen año para la Agencia. Un grupo islamista voló la Embajada estadounidense en Beirut, matando a 17 Americanos, varios empleados de la CIA entre ellos. Y el jefe de la CIA en Oriente Medio, William Buckley, fue secuestrado, torturado y asesinado por Hezbollah.
Berntsen, de quien se dice que es un adicto a la adrenalina, se ofreció voluntario para ir a Oriente Medio. Fue destinado a Irán, donde trabajó tres años, aprendiendo parsi y adentrándose en el universo Hezbollah. Se convirtió en un experto en infiltración en grupos terroristas, o como a él le gusta llamarlo: eliminación de asesinos. Sirvió en Sri Lanka, Nepal, Balcanes y Sudamérica. “Allá donde había un trabajo difícil que hacer, allá me enviaban”.
Esto lo cuenta en el libro porque la CIA se defiende de sus críticas denigrándole a él como persona y como profesional. Y Berntsen responde: si soy tan poco de fiar ¿por qué me enviaban a todos esos sitios? ¿Por qué tenía bajo mis órdenes a tropas de las Fuerzas Especiales, de los SEAL, los Rangers y Delta Force?
En opinión de Berntsen, que se define como un republicano convencido, la Agencia Central de Información perdió su camino en los años de Clinton, en particular bajo el director John Deutch y su ayudante George Tenet, (que ha llegado a ser Director con Bush). "En la CIA de Tenet las operaciones eran menos importante que la política de carretera de circunvalación" escribe Berntsen.
“Cuando trabajas sobre el terreno, lo ves, lo hueles, lo oyes, escribes sobre ello, envías mensajes a Washington. Pero Washington siempre tarda un largo tiempo en entenderlo todo. Ellos emplean sus tardes en jugar con sus niños, en el fútbol.... Ellos están implicados, sí, pero no viven esto como lo hace un agente de campo".

Berntsen ya escribe su siguiente libro, sobre la política de contraterrorismo. Participa en la realización de un documental de TV y de la película con Stone. Y piensa regresar algún día al servicio público. Está conectado a una red de políticos republicanos, y quiere llegar a ser aspirante a algún cargo en el gobierno. “La guerra no se terminará cuando alguien embale a Bin Laden. La lucha en la que estamos será durante las próximas dos décadas, y pienso ser parte de esta lucha”.

Fuentes:
http://www.washingtonpost.com/wp-dyn/co ... 01687.html
http://www.washingtonpost.com/wp-dyn/co ... 02717.html
http://www.ralphpezzullo.com/jawbreaker.html


Un lugar donde todos piensan lo mismo es un lugar donde nadie piensa.

Avatar de Usuario
Sputnik
Sargento
Sargento
Mensajes: 216
Registrado: 02 Ago 2007 09:35
Ubicación: Lleida

Parches

Mensaje por Sputnik »

Buen articulo Jaro :dpm: Habra que estar pendiente de cuando sale el libro traducido, porque yo y el ingles no nos llevamos muy bien....
You'll never walk alone...

malarky
Suboficial Mayor
Suboficial Mayor
Mensajes: 1296
Registrado: 02 Feb 2006 18:46

Medallas

Parches

Mensaje por malarky »

Muy buen post Jaro :dpm: :dpm:

Habrá que estar atento sobre ese libro y en cuanto salga en español.. :wink:
“El hecho de ser japonés no es un crimen, sin embargo, mi mayor crimen es ser japonés”
KAJI, La condición humana.

Jaro
Suboficial Mayor
Suboficial Mayor
Mensajes: 1292
Registrado: 26 Jul 2007 13:01

Medallas

Parches

Mensaje por Jaro »

Paramount prevé estrenar la película en 2008.
el director será Oliver Stone, y el guinista Cyrus Nowrath, que hasta ahora ha sido guionista de televisón. Stone lo eligió por que le gustó la serie que hizo para la cadena ABC: The path to 9/11.
Un lugar donde todos piensan lo mismo es un lugar donde nadie piensa.

CASYD
Teniente General
Teniente General
Mensajes: 6218
Registrado: 20 Oct 2007 16:12
Ubicación: Ft. Bragg
Contactar:

Mensaje por CASYD »

¡Buen artículo Jaro! :dpm:
Hace un tiempo pude leer el libro de Robert Baer "Soldado de la Cia"

Imagen

Las críticas de Baer son bastante fuertes, segun cuenta, cualquier tiempo pasado fue mejor y aunque el libro no es una joya literaria, los datos y experiencias vividas por Baer le hacen muy recomendable.
El libro fue llevado al cine en "Syriana" con el conocido George Clooney como protagonista.

Un saludo. :dpm:

Responder

Volver a “Fuerzas Especiales, No Regulares y Terroristas”